Los 5 pasos para que comiences a ganar peso ahora


Si te cuesta ganar peso aquí te damos los pasos para que lo logres. No es ciencia espacial y cualquiera puede hacerlo, solo necesitas tener las ganas de hacerlo.

Paso UNO. Basta de teoría

Si te la pasas leyendo todo lo que tienes que hacer para ganar peso te darás cuenta de que es imposible poner todo ese conocimiento en práctica. Por el contrario si comienzas de cero con una especie de conocimiento práctico, es decir actuando al respecto, las cosas serán mejores para ti. Desde ya que si estás leyendo esto todo lo que sabes no está funcionando o no lo estás poniendo en práctica. Te recomendamos que leas esto y te pongas a actuar cuanto antes.

Paso DOS. Ponte los objetivos más pequeños posibles

Si te está costando ganar peso no hace falta que añadas presión extra intentando ganar un montón de kilos en una semana. Decirte que vas a ponerte encima diez kilos de músculo es algo que no te recomendamos. Apunta en cambio a algo más pequeño, como medio kilo, y una vez que lo logres te pones otro pequeño objetivo. Yal vez tu siguiente objetivo sea un kilo y cuando lo logres vas por otro, y por otro, y así…

No puedes ponerte a comer como si se acabara la comida porque así ese aumento de peso se convertirá en un problema futuro. Es importante que progreses lentamente, una para evitarte el problema del que hablamos arriba, y otra porque irás construyendo victoria tras victoria, y los resultados siguen siendo uno de los más grandes motivadores que existen.

Paso TRES. Aprende lo básico de nutrición y aprende a comer bien

No tienes que saber el contenido de manganeso de las lentejas, ni los 30 beneficios del jugo de arándanos ni los tipos de vitaminas que hay en un racimo de uvas. Para comenzar aprende lo que es necesario y que puede hacerse.

Tienes que aprender qué comer, cuánto comer, cuándo comer y cuáles son las mejores maneras de prepararte esa comida. Todo lo demás de momento no lo necesitas, o bien puedes ir aprendiendo sobre la marcha. Lo que importa es que comiences a hacer las cosas que te pongan en marcha ya mismo para comenzar a subir de peso. Tenemos un libro gratuito «Cambia tu Cuerpo!» que puede servirte de plataforma. Lo puedes descargar aquí

Paso CUATRO. Encuentra lo que te motiva y no lo dejes ir

Si pierdes tu impulso, si pierdes tu motivación comienzan las dudas, la postergación, las inseguridades y eventualmente el abandono. Estar motivado es clave para lograr cualquier objetivo que tengas, y mantener esa motivación es un trabajo en el cual deberías esforzarte todos y cada uno de los días. Entrenar escuchando la música que te motiva, encontrar inspiración en personas que lo han logrado, incluso encontrar malos ejemplos, sacarte fotos para el antes y después, registrar tu progreso, mirar videos que te motivan, invertir en ropa que te guste para entrenar, en buenos eBooks (como el nuestro 😉 ) y la lista sigue y sigue. De nuevo, encuentra lo que te motiva a seguir y haz más de eso todos los días.

Paso CINCO. Aprende los ejercicios correctos

Si hay algo que veo en el gimnasio todos los días es la obsesión por las máquinas. La cosa es así, si quieres desperdiciar tu tiempo y tus esfuerzos entonces que las máquinas sean la base de tu entrenamiento. Los ejercicios que te daré a continuación simplemente no tienen punto de comparación: sentadilla, peso muerto, todos los press de banca, dominadas, press de hombros. Si le preguntas a cualquier persona con experiencia en el culturismo te lo dirá, estos son los ejercicios que vale la pena hacer, son los ejercicios que tienen que formar la base de tu entrenamiento y son los ejercicios que te darán resultados si eres lo suficientemente consistente con ellos. Pero al igual que con tus ganancias de peso no te pongas el objetivo de ser el que más levanta en tu gimnasio. No te compares con nadie más que contigo, no trates de impresionar, sé realista con el peso que puedes levantar sin coprometer buena técnica y toma eso como base para tu progreso. Pequeños pasos de gigante que en el largo plazo te darán ese volumen que estás buscando.

Como siempre todo depende de ti, tú tienes el poder de elegir la comida que comes y de crear y sostener los hábitos buenos, a tí te toca encontrar la fuerza para hacerlo todos los días y a ti te corresponde aprender a distinguir lo que funciona de lo que no lo hace. Tienes que medirte y controlarte regularmente, tienes que mantener la motivación alta y no tienes que detenerte hasta lograrlo. Es así de simple. Ojalá que tengas éxito!

Recent Posts